Aceite esencial de manzanilla romana

La flor de manzanilla es conocida mundialmente por sus beneficios relajantes, calmantes y sedantes. Y los usos del aceite esencial de manzanilla romana, cuyo aroma dulce, fresco y suave, van enfocados al sistema nervioso y digestivo.

Existen varias especies de esta antigua planta, proveniente del norte de África y de Europa occidental, este aceite esencial se extrae de las flores de la planta que pertenece a la familia de las asteráceas. En esta ocasión nos referiremos a la manzanilla romana.

Propiedades del aceite esencial de manzanilla

Gracias a las cualidades químicas naturales que posee esta flor, sus principales beneficios radican en ser antiespasmódicas, antiinflamatorias, anti infecciosas, antidepresiva y antiparasitaria, entre otras.

Beneficios del aceite esencial de manzanilla

Al tener tanto cualidades calmantes como sedantes, es de suponer que sea de gran los beneficios del aceite esencial de manzanilla ayuden a tratar situaciones de estrés emocional, dolores y espasmos musculares, neuralgias, neuritis, malestares del nervio ciático, parásitos intestinales, dolores en los pezones y resequedad en la piel.

Así como ayuda a mejorar el sistema inmunológico, también es óptimo para tratar casos de ansiedad, nerviosismo, irritabilidad, insomnio, depresión, menopausia, shock nervioso y picaduras de insectos y abejas, etc.

Usos del aceite esencial de manzanilla

Descrito lo anterior, describiremos brevemente las principales aplicaciones para este aceite, que, sin duda, se recomienda tener siempre en casa.

Para casos de irritaciones y picaduras en la piel

Muchos son los productos cosméticos y de cuidado personal que incluyen a la manzanilla como ingrediente estrella, debido a que ayuda mucho a la piel, en general.

En pieles irritadas, picaduras de abejas, avispas, resequedad general en la piel y molestias en los pezones (malestares propios del embarazo), se sugiere aplicar unas gotas de aceite de manzanilla, ya sea diluido en aceite portador o en alguna crema corporal ligera de consistencia no grasosa, y aplicar directamente en la zona afectada.

Es importante recordar que siempre se deberá evitar que cualquier aceite esencial entre en la zona de los ojos, nariz, boca y oídos.

Auxiliar en casos de insomnio, hiperactividad, estrés y depresión

Este aceite esencial, como muchos otros, poseen beneficios también a nivel emocional y espiritual. La manzanilla ayuda a obtener una tranquilidad generalizada, por lo que esto facilitará el poder dormir en paz, calmar la intranquilidad que provoca la hiperactividad, y redescubrirse a sí mismo, para salir poco a poco de estados depresivos.

Se recomienda aplicar las gotas recomendadas de aceite esencial de manzanilla, diluido en el aceite portador de tu preferencia, y aplicar en las siguientes zonas: nuca, cuello, espalda y plantas de los pies.

También al aplicar unas cuantas gotas a la tina de baño, ayudará a relajarse y disfrutar de la tranquilidad que genera encontrarse en paz y armonía consigo mismo.

Para tratamientos contra parásitos intestinales

Se recuerda que, dependiendo de la marca y proveedor del aceite esencial, debemos corroborar siempre que esté indicado para la ingesta humana, cuando queramos utilizarlo de manera interna.

Para que el uso del aceite esencial de manzanilla ayude a dicho tratamiento, se puede ingerir mediante cápsulas vegetales (ver tabla con recomendaciones en la Guía definitiva de aceites esenciales), conforme sea necesario.

En algunos países podemos encontrar dichas cápsulas vegetales en farmacias y comercios naturistas, Sin embargo, sabemos que no siempre son tan fáciles de conseguir, por lo que otra forma de consumirla en apoyo a dicho tratamiento será agregando 2-3 gotas en el té de tu preferencia (puede ser el té del mismo sabor, de manzanilla).

Ayuda en casos de dolores musculares

Dado que su uso generalizado asiste situaciones de estrés y tensiones, es de imaginarse que también aporte gran ayuda contra dolencias tales como las del nervio ciático, neuralgias, espasmos musculares, neuritis y dolores en general.

En estos malestares mencionados, gracias a las propiedades del aceite esencial de manzanilla, este ayudará también al mezclarlo con otros aceites recomendados para tratar dolores físicos, tales como lo son el aceite esencial de gaulteria, el aceite esencial de menta y aceite esencial de lavanda, entre otros.

Utiliza las gotas necesarias de este aceite, diluyéndolo en aceite portador o algún ungüento para dolor, y aplícalo en la zona afectada, dando masajes suaves.

Ayuda a evitar el envejecimiento de la piel

Si se desea utilizar este aceite para cuidar la piel, puedes potencializar las propiedades del aceite esencial de manzanilla realizando una mezcla ideal con aceite esencial de incienso, aceite esencial de mirra, aceite esencial de sándalo, aceite esencial de lavanda o aceite esencial de rosas.

Cabe mencionar que no es indispensable mezclar todos los aceites mencionados, bastará con algunos de ellos, junto con el aceite esencial de manzanilla, y al mezclarlo con aceite portador, y aplicarlo constantemente, incluyéndolo en la rutina de cuidados de la piel, ayudará a evitar su envejecimiento, evitando la inflamación y ayudando a mantenerla hidratada.

Recomendaciones adicionales

El uso de ese aceite esencial en niños mayores de 6 años debe ser siempre con las precauciones necesarias, es decir, en dosis ligeras y siempre diluido, puesto que podrá generar irritaciones considerables en caso de aplicarse puro.

Para personas con pieles sensibles, aplicará la misma sugerencia que para niños mayores de 6 años, diluir lo suficiente y evitar reacciones que irriten la piel.

Deja un comentario